El placer de comer rico

Atendido por sus dueños, Alquimia cuenta con una gran variedad de platos artesanales. Ofrece pastas, cerdo, cordero y hamburguesas caseras como principales opciones de una carta amplia, sabrosa y con buenos precios.

 

Maira Sánchez y Nelson Kruel decidieron dejar sus respectivos trabajos para encolumnarse en un proyecto en común, de pareja, algo que los dos tenían ganas de hacer desde hacía rato y que concretaron después de ocuparse ellos mismos de las refacciones y la ambientación del local, ubicado en Spadaccini 1106, casi Bernardo de Yrigoyen, bajo el edificio Altos de Tarragona, en Belén de Escobar.

Así, en septiembre de 2017 nació Alquimia. La idea original era poner una cervecería artesanal, con tablas de picadas y pizzas. Pero poco a poco los propios clientes fueron llevando a sus dueños a incluir platos más elaborados, que empezaron a salir con gran éxito.

Nelson es el chef del restó y su vocación culinaria nació a través de comidas que preparaba en su casa cuando iban amigos a comer. Sus elaboraciones tenían tanta aceptación que se decidió a montar su propio negocio.

“Me gustan las comidas elaboradas y encargarme de todo, hasta de hacer el pan. Maira cerró la peluquería que tenía en este mismo local y decidimos usarlo para algo gastronómico. Hacemos todo nosotros, acá no viene nada hecho de afuera, desde las pastas hasta el pan de hamburguesas, todo casero”, cuenta el alma mater de la cocina y creador de los tentadores y originales platos que se sirven en Alquimia.

Las recomendaciones del chef son bien variadas: habla maravillas del matambre tiernizado al horno y de las ribs (costillas) de cerdo a la barbacoa, pero también menciona al lomo y las  hamburguesas de cordero, las entrañas y las pastas artesanales (sorrentinos de salmón o cordero, ñoquis, canelones y tallarines) con salsas a elección.

Por supuesto, no faltan las minutas, como milanesas de carne o pollo, las papas fritas, las pizzas o las hamburguesas caseras, ni las propuestas para veganos. Además, todos los platos de carnes rojas o blancas salen con guarnición. “Eso le gusta a la gente, así no tiene otro gasto para acompañar lo que pide”, acotan ambos.

“Hay clientes del mediodía, más de paso, que buscan promociones y piden un plato con bebida y café, que está incluido en el menú ejecutivo. Y a la noche se busca otra cosa, nuestro público viene a comer acá lo que no cocina en la casa. A partir del jueves y hasta al domingo, el local está lleno a la hora de la cena”, explica Maira, que estudió gestión gastronómica para complementarse con su marido en las responsabilidades del restaurante.

El comercio abre desde las 8 de la mañana hasta la medianoche, a excepción de los domingos al mediodía y los lunes por la noche, únicos momentos de la semana que está cerrado, para reponer energías familiares.

El lugar tiene capacidad para 70 personas, hay mesas en la vereda para un día de sol y adentro están el salón principal y un piso superior que suele utilizarse también para reuniones o cumpleaños. En esos casos, y solo con reserva previa, Alquimia ofrece un menú de entrada, plato principal, postre y bebida a $495 por persona, “para que cada uno sepa lo que va a gastar y no haya sorpresas. En los cumpleaños muchos hacen así”, aclara Maira. Para eventos, el menú consiste en una entrada de brusquetas y, como plato principal, pastas, matambre o bondiola braseada, a elección.

A modo de balance, Nelson cuenta la satisfacción que le genera saber que sus clientes los eligen especialmente, más allá de no estar en el centro de la ciudad. “Un domingo a la noche no anda gente y vienen porque les gusta lo que hacemos. No estamos en un lugar de paso, nuestro público viene por lo que ofrecemos y nos gratifica muchísimo”, confiesa, orgulloso.

Por Javier Rubinstein

Comments

comments

 

Diseño de paginas en Zona Norte

Facebook Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
Directory Wizard powered by www.polldirectory.net